Programa de Patología

Patología I MED-359-T     T4 P3 C5

Prerrequisitos: 1-MED-364-T  2-MED-365-T, MED-392-T


Patología II MED-425-T     T3 P2 C4

Prerrequisitos: MED-359-T


La Patología es una ciencia morfológica, básica y al mismo tiempo aplicada, que forma parte de las Ciencias de la Salud y que estudia los procesos de la enfermedad desde un punto de vista morfofuncional y molecular. 

Es, por lo tanto, la rama de la medicina que nos permite entender las causas y los mecanismos de todos los procesos de enfermedad. Sin conocer y comprender bien esos mecanismos y procesos resulta imposible entender bien la clínica o la terapéutica de las diferentes enfermedades.

Esta materia pertenece al bloque de formación especializada de la carrera de Medicina y abarca un campo de investigación básico y traslacional de procesos de enfermedad celulares, subcelulares y moleculares.

Por otro lado, la Patología es también una especialidad médica fundamental en el ámbito asistencial puesto que el estudio morfológico (tanto histológico como citológico) y molecular de especímenes obtenidos de los pacientes es esencial e imprescindible para establecer un diagnóstico correcto o para confirmar una sospecha diagnóstica, para establecer el pronóstico, para colaborar en decisión terapéutica, y para valorar la respuesta a esta. Representa también un control de calidad de la medicina clínica y un campo de investigación mas aplicado (clínicopatológico) con estrecha relación incluso con el desarrollo o evaluación de nuevas terapéuticas. El rastreo (“screening”) citológico de las poblaciones en riesgo o el aporte morfofuncional a los diferentes campos de la Patología ambiental son claros ejemplos de su puesto como base de la medicina social y comunitaria.

Es  por esta “doble cara” de la Patología que está presente en la Facultad Ciencias de la Salud como un área básica, con líneas de investigación básica, y por otro lado está presente en hospitales y clínicas como un departamento diagnóstico involucrado directamente en el manejo del paciente, con líneas de investigación aplicada.

Dada esa doble faceta de la Patología es preciso contar con una actitud y una habilidad peculiar del docente. Hay que demostrar continuamente al estudiante que el Patólogo no es un simple conocedor teórico sino un conocedor y un hacedor. Es decir, que los conocimientos que imparte y exige, no son abstractos y estáticos y que de hecho tienen una aplicación práctica médica concreta. Al explicar la Patología hay que hacer ver continuamente que esos conocimientos son la base del método anatomoclínico que es la herramienta de trabajo de la Medicina actual.  El profesor de Patología no debe perderse en el detalle de la morfología de las lesiones sino, por el contrario, debe hacer énfasis en su significado y en su utilidad asistencial.

La Patología se divide en Patología General (aquella que trata de los procesos básicos y generales) y Patología Especial (aquella que trata de procesos concretos por órganos y sistemas con mas énfasis en el diagnóstico). En la PUCMM, la Patología General se estudia en las asignaturas Patología I (MED-359-T) y Patología II (MED-425-T), ambas pertenecientes al bloque de formación especializada de la carrera de Medicina, mientras que la Patología Especial se trata en cursos superiores, como clases o seminarios integrados con las asignaturas clínicas.